queilitis

QUEILITIS ANGULAR, BOQUEA, PERLECHE, ESTOMATITIS ANGULAR O QUEILOSIS

QUEILITIS ANGULAR, BOQUEA, PERLECHE, ESTOMATITIS ANGULAR O QUEILOSIS 768 511 admin

Relación entre la periodontitis y el Covid. Dentistas en Avilés.


¿Qué es la queilitis angular? 

La queilitis angular, también conocida como boquera, perleche, estomatitis angular o queilosis, es una enfermedad de la piel (dermatosis).

Puede aparecer en uno (unilateral) o los dos lados de la boca (bilateral) y suele surgir cuando las comisuras de la boca permanecen húmedas durante un largo período de tiempo: cuando la saliva disminuye, aparecen la sequedad y la irritación. Cuando una persona se lame los labios para aliviar la sequedad, la zona de la boca se puede llegar a secar más y agrietarse, permitiendo la entrada de bacterias y causando infecciones.

Un entorno húmedo permite la proliferación de hongos, provocando picor y ardor.

Estas lesiones también pueden presentar un aspecto escamado, de color blanco, hinchado o en forma de ampolla.

 ¿Cómo se manifiesta la queilitis?

La queilitis se manifiesta como una zona seca, roja o agrietada en una o ambas comisuras de la boca.

La piel sensible puede rasgarse y sangrar si el paciente abre demasiado la boca, lo que puede hacer que el hecho de comer, beber o hablar resulte muy molesto.

¿Qué factores influyen en la aparición de la queilitis?

Existen numerosos factores que pueden provocar esta afección: desde una infección causada por hongos, hasta una deficiencia de vitaminas, e incluso simplemente tener los labios secos o agrietados.

¿A quién puede afectar?

  • Puede afectar a pacientes de todas las edades, desde bebés hasta ancianos.
  • Las personas que presentan enfermedades como diabetes o el VIH, son especialmente vulnerables.
  • Otros factores de riesgo muy comunes son la acumulación de un exceso de saliva en las comisuras de la boca.
  • Succión del pulgar en niños pequeños.
  • Prótesis mal ajustadas.
  • Algunas patologías genéticas, como el síndrome de Down o el síndrome de Sjögren.
  • Problemas nutricionales, como la falta de vitamina B o hierro.

Dependiendo de cuál sea la causa, se prescribirá cambios en la dieta, suplementos de vitaminas o antibióticos para tratarla.

Es importante tener una buena higiene bucal para ayudar a que los labios y boca permanezcan limpios y libres de infecciones. Intentar mantener la parte inferior del rostro seca y utilizar un bálsamo labial con protección SPF cuando las condiciones meteorológicas sean particularmente frías, secas o soleadas.

Desde nuestra clínica dental en Avilés, recomendamos acudir a una exploración tan pronto como sea posible para tratar estos tipos de infección como es debido. Un tratamiento temprano puede ayudar a eliminar la infección o los síntomas en tan solo unos pocos días, así que no alargue la espera para volver a sonreír.

Doctora Lucía Villalaín
Artículo creado por la DRA. LUCÍA VILLALAÍN