higiene dental

¿Qué son los ataches?. Dentista en Avilés.

¿QUÉ SON LOS ATACHES?

¿QUÉ SON LOS ATACHES? 768 512 admin

¿Qué son los ataches?. Dentista en Avilés.

Los ataches, también llamados attachements son unas piezas de composite que se colocan estratégicamente sobre la superficie de los dientes para realizar un movimiento determinado cuando realizamos un tratamiento de ortodoncia invisible.

Como ya sabemos, la ortodoncia invisible consiste en unos alineadores o fundas de plástico transparente que realizan movimientos ortodónticos en ambas arcadas dentales, pero para poder funcionar, necesitan unos anclajes que permitan al alineador ejercer la fuerza necesaria, en una dirección correcta para que los dientes se muevan de una forma determinada.

Para mantener la estética y la higiene estos ataches son pequeños fragmentos de empaste del mismo tono del diente que a simple vista son imperceptibles, pues miden entre 1 y 3 milímetros.

Tipos de ataches

Según su forma, un apache puede servir solo como anclaje, lograr distintos movimientos o por el contrario, impedir el desplazamiento de un diente en concreto. Dependerá principalmente del diente y de la orientación con la que se coloquen.

En general, distinguimos dos tipos de ataches: los convencionales y los optimizados.

1. Ataches convencionales

Son de tipo rectangular o elipsoidal. Los primeros sirven para realizar movimientos horizontales y los elipsoidales para realizar cambios en las posiciones de las raíces, como por ejemplo cuando queremos variar la rotación de un diente.

2. Ataches optimizados

Se realizan con formas biseladas y tamaños a medida para optimizar el tipo de movimiento que queremos realizar.

Según cuál sea el movimiento, pueden servir para extruir, rotar, controlar la raíz o evitar desplazamientos.

Los ataches siempre se colocan en la primera cita del tratamiento, antes de entregar los alineadores. No siempre se necesitan en ortodoncia invisible, ni todos los pacientes que los usen llevarán los mismos, ni en la misma cantidad, ni en los mismos dientes. Estos tratamientos siempre deben ser realizados bajo estricto control y estudio previo del profesional ortodoncista. A pesar de ello, son numerosos los fraudes de marcas comerciales que venden alineadores sin ningún tipo de control, revisión ni estudio previo que pueden provocar verdaderos y serios problemas dentales.

Clínica Dental Villalaín. Contacta con nosotros. Somos tu dentista en Avilés.

Doctora Lucía Villalaín, dentista de una clínica dental en Avilés
Artículo creado por la DRA. LUCÍA VILLALAÍN
Clínica Villalaín. ¿Qué son las incrustaciones dentales?

¿QUÉ SON LAS INCRUSTACIONES DENTALES?

¿QUÉ SON LAS INCRUSTACIONES DENTALES? 768 512 admin

¿Qué son las incrustaciones dentales?. Dentista en Avilés.

Una incrustación es un tratamiento mínimamente invasivo que se encuadra dentro de la especialidad de odontología conservadora. Está encaminado a restaurar un diente que, por la razón que sea, ha perdido parte de su estructura, preservando al máximo la estructura sana remanente del diente.

Es una pieza realizada en bloque y a medida fuera de la boca que se cementa en la pieza dañada para devolver la estética y la funcionalidad perdidas. Generalmente se realizan de porcelana o de composite, otorgando mejores propiedades mecánicas que las de una obturación convencional realizada directamente sobre el diente. Esta es la principal ventaja que posee este tratamiento frente a los “empastes” en molares y premolares.

¿Qué tipos de incrustaciones dentales encontramos?

En función de su tamaño se pueden clasificar en tres grupos. La de menor extensión es la incrustación “inlay” que no recubre las cúspides de las piezas a restaurar. La siguiente incrustación atendiendo a su dimensión sería el “onlay”. Gracias a ella recubrimos alguna de las cúspides. La incrustación de mayor magnitud sería el “overlay”. El overlay nos permite proteger todas las cúspides de la pieza afectada devolviendo de nuevo su estética y funcionalidad.

En las revisiones periódicas, nuestro equipo determinará el tipo de tratamiento que mejor se adapte a las necesidades de cada paciente pero siempre, desde un enfoque mínimamente invasivo y con el objetivo de conservar al máximo y durante el mayor tiempo posible cada pieza.

Clínica Dental Villalaín. Contacta con nosotros. Somos tu dentista en Avilés.

Artículo creado por la DRA. PATRICIA PÉREZ
Clínica-Villalaín.Conoce los nombres y funciones de los dientes

CONOCE LOS NOMBRES Y FUNCIONES DE LOS DIENTES

CONOCE LOS NOMBRES Y FUNCIONES DE LOS DIENTES 766 517 admin

Conoce los nombres y funciones de los dientes. Dentista en Avilés.

Los adultos tenemos 32 dientes contando las cuatro muelas del juicio. 16 dientes forman la arcada superior y 16 la arcada inferior. En cambio, la dentición infantil está constituida por 20 dientes, 10 superiores y 10 inferiores. A cada diente le corresponde un nombre en letras y números y una función. En el post de hoy os desvelamos cuáles son.

Clasificación de los dientes atendiendo a su forma y función

Incisivos: Tanto en adultos como en niños podemos distinguir 8 incisivos, 4 superiores y 4 inferiores. Los dos del centro, tanto arriba como abajo, reciben el nombre de incisivos centrales. Adyacentes a éstos se encuentran los incisivos laterales. Todos son dientes más bien aplanados y ligeramente afilados debido a que su función es cortar los alimentos. También participan en la pronunciación de sonidos. Poseen una única raíz.

Caninos: La dentición infantil y adulta cuenta con 4 caninos, 2 superiores y dos inferiores. Son los dientes que se encuentran adyacentes a los incisivos laterales. También poseen una única raíz, pero más larga. Los caninos son prominentes y puntiagudos y su misión principal es la de desgarrar alimentos.

Premolares: En la dentición adulta, detrás de los caninos encontramos los premolares. En total son 8, 4 arriba y 4 abajo. Al premolar más cercano al canino se le llama primer premolar y al más cercano a los molares, segundo premolar. Son dientes más aplanados, con dos cúspides debido a que ayudan a triturar alimentos. En la dentición infantil no hay premolares.

Molares: Los últimos dientes que conforman ambas arcadas son los molares. Los adultos tenemos 12 en total, 6 molares superiores y 6 inferiores. Llamamos primer molar al molar que se encuentra justo detrás de los premolares, segundo molar al siguiente y terceros molares a las del juicio. En la dentición infantil hay dos molares. Son los dientes más grandes de la arcada. Tienen 4 o 5 cúspides y 2 o 3 raices. La función de los molares es moler o triturar los alimentos.

Clasificación de los dientes atendiendo a su número

Los profesionales del sector utilizamos la nomenclatura de la Federación Dental Internacional (FDI). La clasificación de la FDI utiliza dos dígitos para referirse a cada diente. El primer dígito, comprendido entre el 1 y el 4, indica el cuadrante al que pertenece el diente; el segundo, entre el 1 y el 8, indica el tipo de diente.

Primer dígito: Esta nomenclatura divide la boca en 4 partes o cuadrantes.

  • Primer cuadrante: parte superior derecha.
  • Segundo cuadrante: parte superior izquierda.
  • Tercer cuadrante: parte inferior izquierda.
  • Cuarto cuadrante: parte inferior derecha.

Segundo dígito: Cada cuadrante tiene 8 dientes y se empieza a numerar desde el incisivo central en dirección al tercer molar o muela del juicio. De esta manera:

  • Incisivo central: 1
  • Incisivo lateral: 2
  • Canino: 3
  • Primer premolar: 4
  • Segundo premolar: 5
  • Primer molar: 6
  • Segundo molar: 7
  • Tercer molar: 8

Para los dientes temporales los cuadrantes se numeran del 5 al 8, siendo el 5 el cuadrante superior derecho, el 6 el superior izquierdo, el 7 el inferior izquierdo y el 8 el inferior derecho. De esta manera, el primer dígito siempre estaría comprendido entre el 5 y el 8. El segundo dígito en cambio, estaría comprendido entre el 1 y el 5. El 1 y el 2 serían los incisivos, el 3 el canino y el 4 y el 5 los molares temporales.

Clínica Dental Villalaín. Contacta con nosotros. Somos tu dentista en Avilés.

Artículo creado por la DRA. PATRICIA PÉREZ
Clínica Dental Villalaín. Conoce los nombres y funciones de los dientes

Necrosis pulpar. ¿Qué es? ¿Cómo se origina? cuáles son sus síntomas? ¿Cómo se detecta y cómo se trata?

Necrosis pulpar. ¿Qué es? ¿Cómo se origina? cuáles son sus síntomas? ¿Cómo se detecta y cómo se trata? 768 512 admin

Necrosis pulpar: ¿Qué es? ¿Cómo se origina? cuáles son sus síntomas? ¿Cómo se detecta y cómo se trata?.  Clínica dental en Avilés.

La pulpa dental ocupa la parte central e interna del diente y está formada por nervios y vasos sanguíneos. Si el esmalte y la dentina están intactos, protegen a la pulpa. Cuando esto no es así, los microorganismos o sus productos se diseminan y progresan hacia el interior del diente en dirección a la pulpa. En respuesta a esta agresión se desarrolla un proceso inflamatorio.

¿Qué es la necrosis pulpar?

La necrosis pulpar es una patología que se origina por una inflamación continuada en la pulpa del diente, generalmente causada por caries sin tratar o fuertes traumatismos. Si no es detectada y tratada a tiempo, desemboca en la muerte total o parcial de estos tejidos (necrosis pulpar) y se desarrolla una infección bacteriana.

La muerte de la pulpa supone la ausencia de sintomatología frente a estímulos. Sin embargo, en las etapas anteriores, generalmente el diente suele mostrar una hipersensibilidad a alimentos o bebidas frías, calientes o dulces. Con el paso del tiempo, puede exteriorizarse mediante la aparición de periodontitis, un flemón o un absceso y en ocasiones, puede producirse incluso un cambio de coloración en el diente.

Diagnóstico de necrosis pulpar

El diagnóstico se realiza mediante un examen clínico y radiológico. Es de vital importancia establecer un diagnóstico precoz. La intervención del profesional en el momento justo y con el procedimiento adecuado será determinante para detener el proceso de destrucción inicial del diente y mantener la integridad de la pulpa. Cuando esto ya no es posible, se debe intervenir directamente en la pulpa del diente mediante una endodoncia. En ocasiones, cuando la destrucción es muy severa y no es posible la restauración del diente no quedaría más remedio que su extracción.

Para evitar esta situación siempre recomendamos a nuestros pacientes que acudan a sus revisiones periódicas cada 6 meses. No dudes en acudir a nosotros ante cualquier signo de alerta para realizar una valoración profesional.

Artículo creado por la DRA. PATRICIA PÉREZ
Irrigadores bucales.  Clínica dental en Avilés.

IRRIGADORES BUCALES

IRRIGADORES BUCALES 768 511 admin

Irrigadores bucales.  Clínica dental en Avilés.

Hoy os queremos hablar de los irrigadores bucales. Vamos explicaros qué son, cómo funcionan, qué diferencias hay entre los diferentes modelos, cómo se usan, qué precauciones debéis de tener y en que casos es recomendable su uso.


QUÉ SON LOS IRRIGADORES BUCALES Y CÓMO FUNCIONAN

Pues bien, un irrigador bucal es una herramienta que se sirve de agua a presión para facilitar la remoción de restos de comida. Es decir, crean un chorro de agua que arrastra partículas de alimentos de esas zonas a las que nos es muy difícil acceder con el cepillo dental. Sin embargo, por si solo, no es capaz de eliminar toda la placa y el biofilm que se acumula en los dientes y encías. De esta manera, los irrigadores bucales constituyen el complemento ideal al cepillo, a la seda dental o a los cepillos interproximales, pero no los sustituyen. También sirven para ejercer un suave masaje en las encías, logrando activarlas y mejorar su aspecto.


¿QUÉ DIFERENCIAS HAY ENTRE ELLOS?

Es cierto que existen muchas marcas y tipos de irrigadores y en ocasiones es difícil elegir cuál escoger. Vamos a ver las principales diferencias. Aunque algunos se conectan directamente al grifo, en general todos cuentan con un depósito de agua que puede ser de mayor o menor capacidad según la marca y modelo y, de la misma forma, una bomba capaz de generar más o menos presión. También poseen boquillas para orientar y dirigir el chorro hacia donde convenga. En algunas marcas éstas son extraíbles e intercambiables, con varias opciones para que elijas la boquilla que más se adapte a la zona que quieras higienizar o el uso que quieras darle o, que varias personas puedan utilizarlo, cada uno con su boquilla.

Además, existen modelos en el mercado que permiten introducir diferentes enjuagues. Existen ciertos modelos compactos, para llevar de viaje o a nuestro lugar de trabajo, y otros más voluminosos, de sobremesa. Unos se conectan a la corriente y otros funcionan con pilas. Los irrigadores de niños suelen ser más pequeños y más manejables.


¿CÓMO SE USA EL IRRIGADOR BUCAL?

Deben utilizarse después del cepillado y tras el uso de seda dental. Posteriormente, lo primero que debemos hacer es rellenar el depósito con agua corriente del grifo, preferiblemente tibia. A continuación elegiremos la presión y la boquilla que más se adapte a nuestras necesidades. Conviene empezar fijando una presión baja e ir aumentándola progresivamente en sucesivos usos, hasta que sea media y sin llegar nunca a sentir molestias. En caso de dudas, activar el aparato y apuntar hacia el lavabo.

A continuación, posicionados frente al lavabo, bajaremos la cabeza ligeramente para evitar salpicaduras e introduciremos en la boca la boquilla sin activar. Comenzaremos colocando la boquilla en los dientes posteriores de un lado, lo activaremos e iremos avanzando hacia el otro lado, pasando por todos los dientes, manteniendo siempre la boca entreabierta y dejando que el agua fluya desde la boca hacia el lavabo. Debe utilizarse entre dos y cinco minutos hasta tres veces al día. Vaciar el tanque y limpiarlo junto con la boquilla después de cada uso.


¿QUÉ PRECAUCIONES DEBO TENER?

De igual manera que el cepillo o la seda dental mal utilizados pueden provocar retracciones en la encía o abrasiones en los dientes, es importante destacar que es peligroso hacer un mal uso del irrigador. Debemos tener precaución a la hora de seleccionar la presión o la orientación del chorro para no lesionar la encía. La presión debe ser media y nunca debe molestar. Debemos apuntar hacia los dientes, las zonas interdentales y hacia la base de la encía, nunca usar sobre heridas o aftas. Por supuesto, no se debe utilizar junto con sustancias abrasivas como el bicarbonato o el carbón activado, puesto que se pueden producir consecuencias irreversibles.


¿QUIÉN PUEDE USAR IRRIGADORES BUCALES?

Cualquier persona puede usar un irrigador y los niños también, pero hay casos en concreto en los que es especialmente aconsejable. Su uso está muchas veces recomendado en ortodoncia para facilitar la higiene de los aparatos fijos. También es muy apropiado en determinados tratamientos con implantes dentales o mediante coronas y puentes sobre dientes naturales. Además, es útil en pacientes con enfermedad periodontal, ayuda a mantener la limpieza exhaustiva y en profundidad que necesitan. Asimismo, es beneficioso como complemento en pacientes con problemas de movilidad en las manos que impida quizás manejar con habilidad un cepillo interdental o la seda dental.


PONTE EN MANOS DE PROFESIONALES

Si todavía tienes dudas sobre los irrigadores bucales, no dudes en ponerte en contacto con nuestra clínica dental en Avilés. Contamos con un gran equipo de profesionales siempre a tu disposición para ofrecerte la información que necesites en cada momento. Solicita tu cita sin compromiso en el 985 520 289.

Artículo creado por la DRA. PATRICIA PÉREZ
Diferencias entre carillas de cerámica y composite.  Clínica Villalaín, tus dentistas en Avilés.

DIFERENCIAS ENTRE CARILLAS DE CERÁMICA Y COMPOSITE

DIFERENCIAS ENTRE CARILLAS DE CERÁMICA Y COMPOSITE 768 511 admin

Diferencias entre carillas de cerámica y composite.  Clínica Villalaín, tus dentistas en Avilés.

Las carillas de cerámica, junto a las de composite, constituyen uno de los tratamientos más demandados en nuestra consulta en la rama de la odontología estética. Cabe destacar que este tratamiento es muy importante también, dentro de la odontología mínimamente invasiva.

Hoy vamos a hablaros sobre las carillas de cerámica y a la vez, vamos a ir explicando las principales diferencias que hay entre ellas y las carillas de composite, de las que os dimos todos los detalles en el blog anterior.


DIFERENCIAS ENTRE CARILLAS DE CERÁMICA Y COMPOSITE

Las carillas de cerámica son finas capas de cerámica adheridas sobre el esmalte de la parte visible de los dientes que forman el frente estético. Las cerámicas actuales son capaces de imitar a la perfección las distintas características de un diente natural, transmitiendo al observador la impresión de su inexistencia. Además, presentan unas propiedades mecánicas excelentes, en parte porque preservan al máximo la estructura dental, siendo muy duraderas.

Por lo tanto, la principal diferencia en este punto es que al ser de cerámica, se fabrican en el laboratorio dental a medida sobre unos moldes. Sin embargo las de composite, se realizan directamente sobre el diente en la consulta.


INDICACIONES

Su objetivo es el mismo que el de las carillas de composite, corregir pequeñas imperfecciones y mejorar el aspecto de la sonrisa. Están indicadas en casos de alteraciones de color, de forma o textura, en dientes fracturados o con deformaciones congénitas o adquiridas, ligeramente rotados o separados, en pacientes adultos que ya han finalizado el crecimiento.


EL PROCESO

Existen diferentes tipos de carillas cerámicas y el proceso difiere ligeramente en función de la técnica empleada. En común a todas ellas podemos decir que hay una cita previa en la que el paciente nos cuenta los aspectos que quiere mejorar de su sonrisa. Después le tomamos una serie de fotografías, vídeos y modelos para realizar un estudio pormenorizado e individualizado del caso.

Gracias a una serie de programas informáticos, se realizan una serie de calibraciones digitales en 3 dimensiones. El objetivo es diseñar la “nueva sonrisa” del paciente, teniendo en cuenta la estética de la encía, de los labios y de una serie de parámetros faciales. Este diseño se materializa en cera en un “encerado diagnóstico” y se prueba. Después es visualizado por el paciente en su boca gracias a la técnica del “mock-up” y en sus fotografías en una cita previa a comenzar el tratamiento. De esta manera, el paciente es partícipe en el diseño de su nueva sonrisa en todo momento.

En la siguiente cita se toman los moldes definitivos para realizar las carillas en el laboratorio. Una vez que las carillas están terminadas se prueban y se comprueba que todo es correcto y que el paciente está conforme. Posteriormente se colocan y adhieren definitivamente al diente con una técnica especial.

Como podéis comprobar, el proceso para la realización del tratamiento con carillas cerámicas es un poco más largo, consta de más citas, aunque el resultado es muy satisfactorio.


¿ES NECESARIO TALLAR EL DIENTE?

El tratamiento de carillas es un tratamiento mínimamente invasivo debido a que se preserva al máximo la estructura del diente. En la gran mayoría de los casos, gracias a las técnicas y materiales actuales, tan solo es necesario un pequeño desgaste o contorneado del diente (Carillas “prep less”). Esto nada tiene que ver con el tallado necesario para realizar una corona. Hay situaciones en las que se requiere un desgaste un poco mayor (Carillas “prep”, en torno a 0.5mm). Sin embargo, hay otras en las que no se requiere ningún tipo de retoque (Carillas “no prep”).

Básicamente depende de la forma y del color de los dientes presentes y de los objetivos que se quieran conseguir. Si el diente no está adelantado, su color es correcto y tan solo se quiere hacer un cambio de la forma de los dientes, no es necesario hacer ningún contorneado dental. Debido a ello, en ocasiones es necesario realizar un blanqueamiento dental o tratamiento de ortodoncia previo al tratamiento con carillas. Consúltanos y te informaremos sin compromiso.


¿QUÉ CUIDADOS DEBO TENER?

Los cuidados deben ser parecidos a los ya indicados. Es cierto que, como indicamos en el blog anterior, las carillas de composite con el tiempo pierden su brillo y pueden cambiar ligeramente de color con el paso de los años. Sin embargo, las características estéticas de las carillas de cerámica se mantienen inalterables mucho más tiempo. No se tiñen. Debido a ello, las carillas de composite tienen un precio más económico.

Por otro lado, es importante destacar que si una carilla de cerámica se rompe, no puede repararse con la misma facilidad que una carilla de composite. Se debe retirar y realizar un molde para confeccionarla de nuevo en el laboratorio, en varias sesiones clínicas.


¿CUÁNTO DURAN?

Las carillas de porcelana pueden durar muchos años, por lo general entre 10 y 15 años si se cuidan bien. Para ello se debe mantener una buena higiene oral,realizar revisiones periódicas, evitar hábitos como morderse las uñas o usar los dientes para morder o cortar objetos, morder alimentos muy duros o masticar hielo. Deberemos usar la férula de descarga si es necesario o un protector bucal para realizar deportes de contacto.


BUSCA ASESORAMIENTO PROFESIONAL

Si todavía tienes dudas acerca de las diferencias entre las carillas dentales de cerámica y las carillas dentales de composite, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Dependiendo de tu caso, te asesoraremos para indicarte cuál es mejor para tu caso. Ponte en manos de los mejores dentistas en Avilés. Solicita tu cita sin compromiso llamando al 985 520 289.

Artículo creado por la DRA. PATRICIA PÉREZ
HIGIENE DENTAL. CLÍNICA DENTAL EN AVILÉS

HIGIENE DENTAL. TOMA NOTA

HIGIENE DENTAL. TOMA NOTA 768 511 admin

Consejos de higiene dental. Dentistas en Avilés.

A menudo en nuestra clínica dental de Avilés nos preguntáis por las técnicas de higiene a seguir en el día a día. Además de la destreza y de un buen cepillo (que debe cumplir los requisitos de ser medio o blando) es importante saber cuáles son los dentífricos recomendados, cuáles no y saber sobre la necesidad de los colutorios.

En el post de hoy haremos un pequeño resumen para recordarlo todo y no perdernos ni un detalle.


Enjuagues bucales

  • Requisito fundamental: no deben contener alcohol.
  • Deben estar debida y científicamente comprobados.
  • Es importante no utilizarlos en exceso.
  • Que no contengan sustancias ácidas o abrasivas para el esmalte.
  • Algunos colutorios, sobre todo los utilizados en periodoncia pueden contener clorhexidina, un antiséptico muy eficaz que sólo debe utilizarse bajo prescripción del odontólogo y durante un periodo limitado de tiempo.
  • Son recomendables los que contengan cetil piridinio, compuesto que se ha relacionado positivamente en la reducción de la carga viral del COVID 19.


Pastas dentífricas

  • Requisito fundamental: deben contener al menos 1.000 ppm de ion flúor.
  • Recordamos que desde la salida del primer diente, es la dosis de flúor recomendada por la Sociedad Española de pediatría.
  • No es necesario cubrir toda la superficie del cepillo con pasta para garantizar una correcta limpieza.
  • Basta con un tercio de la superficie del cabezal para higienizar de forma adecuada.
  • La cantidad va en aumento a medida que los niños crecen, siendo al principio recomendable dar una gotita del tamaño de un grano de arroz e ir incrementando hasta el tamaño de una lenteja y de un garbanzo según la edad.
  • No se recomiendan las pastas abrasivas que contengan fragmentos o partículas duras que desepitelicen la mucosa.
  • No deben llevar sustancias perjudiciales como el carbón activado.


Cepillos de dientes

  • Manuales o eléctricos reciprocantes, de movimientos circulares mejor que sónicos vibratorios.
  • El cabezal siempre debe ser suave o medio delicado con la encía.
  • Los cabezales siempre se cambian como máximo cada 3 meses.
  • Deben estar aprobados y testados científicamente.
  • Los cepillos manuales han de comprarse en farmacia para garantizar el apartado anterior.
  • Los cepillos eléctricos deben de llevar garantía y resguardos oficiales acreditados.
  • Deben lavarse correctamente después de cada uso y a ser posible deben guardarse secos y no húmedos.
  • No deben de guardarse en vasos con el resto de cepillos de la familia para evitar el paso de bacterias de uno a otro.

Además, no debemos olvidar utilizar de manera continuada la seda o cinta dental, fluoradas al ser posible y testadas farmacéuticamente. También podemos utilizar de manera adicional los cepillos interdentales y el irrigador.

Doctora Lucía Villalaín, dentista de una clínica dental en Avilés
Artículo creado por la DRA. LUCÍA VILLALAÍN